Raúl Escobar Poblete: caso del exguerrillero chileno llegará a la Suprema Corte

Luis González 18 de noviembre de 2020

Raúl Escobar Poblete, conocido como el “Comandante Emilio”, es un exguerrillero chileno y luchador social que se oponía a la dictadura de Augusto Pinochet. Formó parte del Frente Patriótico Manuel Rodríguez (FPMR), un movimiento militar que buscaba restaurar la democracia y por ello luchaba contra los seguidores de Pinochet y los violadores de derechos humanos en Chile.

Formando parte del FPMR logró asesinar al que fue la mano derecha de Pinochet, el senador Jaime Guzmán Errázuriz; además, lideró la operación “Vuelo de Justicia”, donde desde un helicóptero con una canasta colgando sacó de una Cárcel de Máxima Seguridad a cuatro compañeros guerrilleros. 

Finalmente, el Frente tuvo que salir de Chile debido a la persecución política por parte del dictador y sus partidarios, como el Partido Unión Demócrata Independiente (UDI), provocando que sus integrantes se ocultaran en distintos países.  

Raúl Escobar, quien se había cambiado el nombre a Ramón Alberto Guerra Valencia, llegó a México en 1997 y se asentó junto a su familia en San Miguel de Allende, Guanajuato y durante veinte años vivió y trabajó de manera honrada y honesta. Su día a día se volvió una cotidianidad que incluso llegó a ser Presidente de la Asociación Civil de Padres de Familia del Colegio Árbol de la Vida.

El 30 de mayo de 2017 fue detenido ilegalmente (sin orden de aprehensión) y acusado del secuestro de una ciudadana franco-estadounidense por policías municipales de San Miguel de Allende.

Esto, por supuestamente haberlo encontrado in fraganti mientras seguía a un taxista, el cual resultó ser familiar de un agente de policía que había participado en la detención.

Raúl fue privado de su libertad sin que se presentara ninguna prueba directa donde él se viese involucrado en el crimen mencionado. No obstante, el fiscal General de Guanajuato, Carlos Zamarripa, lo etiquetó como el líder de una banda internacional de secuestro que actuaba desde San Miguel de Allende. Para entonces, era buscado por la Interpol en más de 190 países. 

Hasta el 16 de agosto de 2018, se presentó una detención formal con fines de extradición al Centro de Justicia Penal Federal en el estado de Guanajuato por parte del Gobierno de la República de Chile. Mientras era recluido en el Centro Federal de Readaptación Social ubicado en Kilómetro 6.5 Carretera Laguna de Guadalupe.

El 4 de octubre de 2018, y aún con el proceso de extradición, se le determinó la detención formal en grado de medida cautelar de prisión preventiva, en el interior del Centro Federal de Readaptación Social Número 12 “CPS-Guanajuato”, por todo el tiempo que duró el procedimiento de extradición.

Y el 26 de noviembre de 2018, se le notificó a Raúl el acuerdo con orden de extradición. Pero ahora, este proceso había sido detenido gracias a la aplicación del recurso de amparo hecho por su abogado defensor, Ángel Maximiliano Santiago Ibarra. 

Violación de derechos humanos

El mismo Raúl, a partir de su detención, comentó que se le vieron violados múltiples de sus derechos, entre ellos: derecho a la asistencia consular, negándole la misma, legal ni acompañamiento con fines humanitarios durante todo el proceso de extradición; derecho a la vida, libertad e integridad personal, al ser todo un montaje político entre sectores de México y Chile, siendo inculpado en el delito del secuestro, además de un trato desproporcional e injustificado en la prisión preventiva;  así como de asilo, seguridad jurídica, entre otros.

En la culminación del proceso constitucional, el 17 de marzo de 2020 se sobreseyó y negó el amparo impuesto haciendo que se promoviera un recurso de revisión en contra de la misma. El abogado considera que es momento de que la Suprema Corte de Justicia de la Nación resuelva y le dé el carpetazo correcto al caso, por lo que ahora, este mismo se encuentra en un análisis previo donde se pide que el Segundo Tribunal Colegiado le solicite al máximo orden judicial el ejercicio de la facultad de atracción.

En entrevista exclusiva para Revista Enfoques, Maximiliano Santiago dijo que “este Frente Patriótico fue un producto natural de la dictadura, que estaba matando, torturando. Como los estaban asesinando con armas, ellos también se levantaron y correspondieron en la misma manera, con armas”.

Con respecto a la extradición, se pregunta “¿cuál es el fin del estado chileno de extraditar con tanta voluntad a este personaje guerrillero después de casi treinta años? Es una insistencia del gobierno chileno. No hay una razón multinacional o que a todo el pueblo chileno le interese hacer justicia con Raúl por el asesinato de Jaime Guzmán”.

Explicó que todo esto se debe a una persecución política, pues estas personas que hoy se encuentran en el poder son de las mismas que estaban durante la dictadura. Por la misma razón Chile ha intentado extraditar a todos los miembros del FPMR por todos los medios, incluyendo las constantes declaraciones de diputados del UDI.

Ángel declara que las condiciones de Chile y las garantías diplomáticas ofrecidas no son suficientes para procurar por el derecho a la vida e integridad personal de Raúl, pues “no es seguro que tenga condiciones justas en su país, por la situación actual de derechos humanos; por esto Francia ya negó la extradición de otro miembro del Frente Patriótico y le concedieron refugio, porque hay violaciones sistemáticas reiteradas de violaciones a derechos humanos en Chile”.

Concluyó que, si México sigue los pasos de Francia, ateniendo a los tratados internacionales de derechos humanos, “será un precedente”.

“Les pido tomen en cuenta que mi temor es fundado, que los opositores de Pinochet fueron/fuimos perseguidos en el marco de la operación Cóndor, la cual tenía la misión de buscar por todo el mundo y matar a los opositores de la dictadura; como sucedió con el general Prats en Argentina, Orlando Letelier en Washington, Bernardo Leighton en Italia y muchos otros. Esta misma derecha rescató a Pinochet de la justicia Internacional, mintiendo y burlándose de la justicia. Señores, yo no tengo los medios ni el conocimiento para pedir asilo y refugio en este país, pido se supla mi ignorancia y se considere que mi situación no me permite seguir los procedimientos adecuados para realizar esta solicitud, que hoy hago a ustedes temiendo por mi seguridad, mi integridad y mi propia vida”. (Carta enviada desde la cárcel de Guanajuato por Raúl a las autoridades mexicanas pidiendo asilo y refugio político el 4 diciembre de 2018)

Luis González
Autor: Luis González
Reportero
Nictofílico. Soñador implacable. Intento de periodista, amante de los videojuegos y el Internet....
Nictofílico. Soñador implacable. Intento de periodista, amante de los videojuegos y el Internet....
Leer más
Luis González
Autor: Luis González
Reportero
Nictofílico. Soñador implacable. Intento de periodista, amante de los videojuegos y el Internet.
Nictofílico. Soñador implacable. Intento de periodista, amante de los videojuegos y el Internet.
Leer más